Google+
Valor Soja »Actualidad, Agricultura

Volvimos a los ’90: la diferencia es que ahora la fiesta consumista la paga el campo argentino

Datos oficiales del BCRA.
Volvimos a los ’90: la diferencia es que ahora la fiesta consumista la paga el campo argentino

Volvimos a los ’90. La diferencia es que ahora la fiesta de importaciones y viajes estrambóticos las paga el campo argentino.

En lo que va del presente año la fiebre consumista –motorizada en buena medida por la inflación– promovió una mayor salida de divisas. Pero al no haber un plan para incentivar la producción agropecuaria –más bien todo lo contrario– el aporte de agrodivisas disminuyó.

En enero-septiembre de 2013 el ingreso neto de divisas (cobros por exportaciones – pagos por importaciones – utilidades giradas al exterior) generado por los sectores “oleaginosos y cereales” y “otras actividades primarias” fue de 23.323 millones de dólares (M/u$s) versus 26.345 M/u$s en el mismo período de 2012 (uno de los factores que explican esa merma es el derrumbe de las exportaciones de trigo).

En segundo lugar se ubicó el sector “alimentos, bebidas y tabaco” con 4579 M/u$s ingresados en enero-septiembre de 2013 versus 4792 M/u$s en el mismo período de 2012. Los datos corresponden al último Balance Cambiario publicado por el Banco Central de la República Argentina (BCRA).

El tercer lugar del ranking fue para el sector “minería” con divisas ingresadas en el período por 2981 M/u$s contra 3363 M/u$s en los primeros nueve meses de 2012.

El aporte del sector minero es un fenómeno reciente. En 2004 el entonces presidente Néstor Kirchner dejó sin efecto la obligatoriedad de liquidar en el mercado local divisas provenientes de productos exportados por las compañías mineras. Pero a fines de octubre de 2011 Cristina Fernández de Kirchner restableció la obligatoriedad del ingreso de “la totalidad de las divisas” provenientes de las operaciones de exportación de empresas mineras que operen en el país.

Los demás grandes sectores de la economía argentina consumen muchísimos más dólares de los que generan y son “subsidiados”, en términos cambiarios, por el sector agroindustrial.

El problema es que, debido al tipo de cambio oficial artificialmente bajo promovido en el último año por el gobierno, las importaciones –tal como ocurrió a fines de los ‘90– se desbordaron.

En los primeros nueve meses de este año los rubros automotriz, industria química y comercio necesitaron “absorber” divisas por 13.758 M/u$s para poder desarrollar sus respectivas actividades. En el mismo período de 2012 esa cifra había sido de 12.130 M/u$s (ver planilla).

El sector energético también es deficitario. Y además se exacerbó la sangría de divisas promovida por la compra de maquinarias y equipos en el exterior (que se percibe como una oportunidad con el actual tipo de cambio oficial).

En 2011 el saldo cambiario turístico –divisas ingresadas por extranjeros menos divisas gastadas por argentinos en el exterior– registró un déficit de 1139 millones de dólares. En 2012 el saldo negativo fue de 4667 millones. Pero en los primeros nueve meses de 2013 el déficit alcanzó un récord de 6465 millones de dólares.

Para el sector minoritario de la población que puede ahorrar (o los integrantes de la clase media que deciden endeudarse para viajar) el “dólar turista” está baratísimo con respecto al dólar libre o “blue”.

La compra de paquetes turísticos y los consumos con tarjeta de crédito y débito en el exterior se realizan con un recargo del 20% sobre el tipo de cambio oficial. Pero la brecha entre el dólar “blue” y el oficial llegó a ser de casi un 100% en algún momento del presente año (actualmente la misma es del 57%).

En 2012 el gobierno nacional bloqueó de hecho la posibilidad de girar divisas al exterior. Pero en el presente año esa medida se descomprimió de manera parcial al permitir girar sumas por montos limitados (la mayor parte de las utilidades –278 M7u$s– fueron giradas por las empresas mineras).

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

“La Unión Europea no puede pretender que se tenga en cuenta todo lo que interesa a ellos sin que la agroindustria esté incluida”Bitácora de cuarentena: ¿Para qué sirve el Ipcva en la pandemia?La exportación argentina de girasol confitero creció casi un 55% en los últimos dos añosFactoría sojera: déficit comercial de Argentina con China supera los 5100 millones de dólaresCiara rechaza el paro de SOEA: “Entorpecerá el ingreso de divisas que necesita el país”Bingo: llegan lluvias importantes para buena parte de la región pampeanaProductores del norte que hayan vendido soja en mayo podrán cobrar una compensación de 281 $/tonelada: permite cubrir el 35% del flete desde Mercedes a RosarioQuizás el mejor negocio del ciclo 2015/16: el valor del trigo de alta calidad duplica el precio del cereal condición cámaraMañana ingresa un frente frío: se prevén temperaturas inferiores a los 5°C en el sur bonaerenseLa inflación de la canasta farinácea está seis puntos por debajo del promedio general de los alimentosEn el primer semestre las importaciones de tractores cayeron un 24%: a qué valor están ingresando los equiposAcciones de corporaciones cárnicas brasileñas subieron en el último año 27% en dólares gracias a las oportunidades generadas por la fiebre porcina africanaSin retenciones es mejor: en los últimos dos años crecieron 65% las exportaciones argentinas de harina de trigoEn marzo comienza un nuevo sistema para comercializar caballos que pretende eliminar la posibilidad de que se faenen animales robadosKicillof aceptó ampliar el cupo de exportación de trigo a 2,50 millones de toneladas: la medida no tendrá impacto en los precios internosAjústense los cinturones: es cada vez más probable un escenario de desabastecimiento de soja en EE.UU. en 2021Temor en la industria láctea argentina por un pagadiós venezolano ante un eventual quiebre de relaciones bilateralesPor la bajante crítica del Paraná el valor del maíz Bahía Blanca supera en más de un 10% al cereal con entrega en RosarioUn estudio oficial muestra que los únicos tambos viables son los localizados en la provincia de Buenos AiresUna cuenta pendiente: los rindes de soja están estancados por una mayor variabilidad climática combinada con déficits nutricionalesLas principales industrias lácteas argentinas acumulan una deuda bancaria de casi 19.000 millones de pesosEl ministro de Justicia presentó ante el Senado el proyecto de reforma del Código Penal que puede poner en prisión a los responsables de feedlots contaminantesEn Santa Fe la oposición logró una victoria contundente en las principales regiones agrícolas y lecheras: pero no fue suficiente para ganarle a ScioliConfianza ciega: la mayor parte de los productores siguen sin tomar coberturas en soja 2013/14Renova podrá importar tecnología libre de aranceles para expandir la capacidad de procesamiento de soja por 50 M/u$s¿El alineamiento del CEO de Syngenta con Alberto Fernández es parte de una estrategia geopolítica china?¿Es un buen momento para cambiar granos por camionetas?Santa Fe: Cambiemos aplastó al kirchnerismo en las zonas donde se concentra la producción lechera