Google+
Valor Soja »Ganadería

Peguen sin asco: la locura por el precio del asado dejó al descubierto el nivel de indefensión de la cadena de valor de la carne argentina

Poco lobby y escasos datos fiables.
Peguen sin asco: la locura por el precio del asado dejó al descubierto el nivel de indefensión de la cadena de valor de la carne argentina

Los alumnos violentos de cualquier colegio secundario lo saben bien: si pegan y la víctima no se defiende, entonces el agredido se convierte en un punto fijo de hostigamientos crónicos.

Eso mismo es lo que está ocurriendo con la cadena de (dis) valor de la carne bovina argentina. Luego de más de un década de hostigamiento kirchnerista, ahora debe soportar piedrazos de los más diversos ámbitos.

Uno. Hace mucho calor. No da para romperse mucho laburando buscando información. En esos casos cualquier movilero de tele o radio sabe que dar vueltas por varias carnicerías, preguntar cuánto vale el asado y exclamar ¡qué caro! hace saltar, sin mucho esfuerzo, el barómetro de indignación de la audiencia. Muchos periodistas y editores gráficos también se prenden en la movida para generar empatía con su público.

Dos. A diferencia de otros sectores económicos, el cárnico bovino no cuenta con grandes anunciantes. Eso implica que los comunicadores pueden taladrar con el tema hasta el cansancio sin temor a generar conflictos comerciales en los medios en los que trabajan. “Si seguimos así, en mayo para comprar un kilo de asado vas a tener que estar en el top five de Forbes”, dijo hoy el millonario Marcelo Tinelli en su cuenta de Twitter. Pero no dijo nada sobre la actualización por inflación de los quesos, galletitas, gaseosas y decenas de otros alimentos elaborados por corporaciones que pautan en su programa de tele.

Tres. El ministro de Agroindustria Ricardo Buryaile aseguró que el kilo de asado tendría que costar 90 pesos para que los carniceros tengan “un margen lógico”. Pero eso sólo sería válido en el caso de que los carniceros vivan en un país como Chile con una inflación del 4,8% anual. En la Argentina, en cambio, con una expectativa de inflación para 2016 del orden del 30% –producto en buena medida de una pesadísima herencia kirchnerista– los carniceros deben ajustar sus ingresos por inflación para evitar caer en la miseria.

Cuatro. Trasladar el problema de la inflación a una cuestión del sector privado implica desorientar a la gente sobre el origen primigenio del problema: la emisión descontrolada de pesos instrumentada por el (des) gobierno kirchnerista. Solucionar ese problema va a llevar tiempo (aún para un equipo profesional como el que gestiona actualmente el BCRA). Pero va a llevar mucho más tiempo si la mayor parte de los argentinos sigue sin entender cómo se fabrica un proceso inflacionario.

Cinco. El (des) gobierno kirchnerista desmanteló los principales indicadores estadísticos para que resulte por demás difícil ponderar los desastres que hicieron. Y el sector ganadero no fue la excepción. En Uruguay es posible entender qué pasa en el mercado porque el Inac releva semanalmente los precios promedio de los novillos en pie y de las medias reses tanto a la salida de frigorífico como al momento de ser comprada por carniceros. En la Argentina, a pesar del enorme presupuesto gestionado por el Ipcva, contar esas cifras sigue siendo un sueño por realizar. Y sin datos concretos cualquier ganso opina sin que se lo pueda refutar.

Siete. Tenemos la suerte de vivir en una nación en la cual se producen de manera muy competitiva las principales fuentes de proteínas animales. Si la carne vacuna está cara, puede alternarse su consumo con el pollo, cerdo, pescado o huevos. Si van a lanzar una planilla en línea para comprar precios de alimentos en supermercados, sería ideal contar con una calculadora que determine el valor monetario de cada producto en función de su nivel proteico. Nadie se tiene que morir por falta de proteínas. Aunque sí se puede morir de ignorancia.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Esta semana vuelven las lluvias sobre la región central del paísSe derrumbaron las importaciones de cosechadoras por las restricciones implementadas por el gobierno nacionalPor suerte el clima ayuda: no se prevén grandes lluvias que puedan complicar lo que falta cosechar de la gruesaFinalmente llegan precipitaciones para aquellas zonas productivas necesitadas de aguaCrisis lechera: en el primer trimestre del año el tambo de Cresud perdió 5,0 millones de pesosMejora el tiempo en la región pampeana: se vienen varios días sin lluvias para avanzar con la cosecha gruesaIannizzotto: “El país no debería tener déficit en su intercambio comercial porque el mundo demanda nuestros productos”Esta semana reapareció el precio “pizarra” Rosario con un descuento de hasta 15 $/toneladaSaltar la tranquera: un método de trabajo grupal agropecuario es empleado por intendentes para mejorar la gestión municipalAranguren anuncia el inicio de las obras para las represas Kirchner y Cepernic: requisito para que se reabran las exportaciones de aceite de soja a ChinaLos precios de los terneros comenzaron a acercase a la inflación por efecto de la incertidumbre electoralSe derrumbó la cantidad de juicios por enfermedades laborales contra empresas agropecuarias gracias a un cambio normativo introducido en 2017El gobierno nacional creará una “mesa de la maquinaria agrícola” presidida por Mauricio MacriEn las crisis se ajusta por el más débil: tamberos perdieron más de nueve puntos en la participación del negocio lácteo a favor de la industria y los supermercadosSe necesita editor responsable: Narda Lepes asegura que la agroindustria es algo “horrible”Perspectiva: las exportaciones chilenas de cerezas generan más divisas que los embarques de carne argentina bovina congeladaArgentina perdió 1500 M/u$s por el cambio climático: al menos cuatro millones de toneladas de soja fueron liquidadas por tres semanas de lluvias torrencialesGanaderos que produzcan grano para autoconsumo también deberán inscribirse en el Registro de Tierras Rurales: tienen apenas un mes para cumplirCompetitividad: el gobierno eliminó el derecho de importación del fosfato diamónicoVivir en un país normal: en Uruguay la mayor parte de los productores pagan regalías en soja sin inconvenientesLos multiplicadores se quedaron afuera del debate: pero también tienen su propio proyecto de reforma de la Ley de SemillasBanco Macro solicitó la quiebra de Molino Cañuelas por una deuda de 352 M/$ categorizada como “con alto riesgo de insolvencia”La crisis industrial va llegando al campo: en el último año el poder de compra de los tambos argentinos descendió más de un 20%Programa oficial: tamberos holandeses liquidarán 160.000 vacas para reducir el impacto ambiental#ElCampoNoPuedeParar: se implementó una constancia para el “transporte interjurisdiccional” de trabajadores agropecuariosArgentina insólita: el saldo exportable de trigo calculado por Minagri quedó “sujeto a modificación por parte de la Secretaría de Comercio Interior”Supermercados venden fruta: aseguran perder dinero con la venta de leche fluida a pesar de liderar la participación en el precio finalInteligencia comercial: pooles lecheros comenzaron a trabajar en red para contar con mejor información de mercado