Google+
Valor Soja »Actualidad

Receta infalible para terminar con el déficit comercial: pedirle a un millón de chinos que visiten la Argentina

Hoy se reunió Mauricio Macri con su par chino Xi Jinping.
Receta infalible para terminar con el déficit comercial: pedirle a un millón de chinos que visiten la Argentina

Argentina tiene un problema: viene registrando desde 2008 un déficit comercial creciente con China. En los primeros siete meses de este año el mismo fue de 3125 millones de dólares. Se estima que superará los 5000 M/u$s en 2016.

Es entendible que una nación como la Argentina tenga déficit comercial con EE.UU. o Europa, porque ambos, además de tecnología, son grandes productores de alimentos.

Pero ser un país productor de alimentos y tener déficit comercial con la nación que es la mayor importadora de alimentos del mundo es una evidencia irrefutable del fracaso argentino.

La única manera de solucionar semejante descalabro es negociar un Tratado de Libre Comercio (TLC) con China para permitir el ingreso sin impuestos ni barreras para-arancelarias de alimentos con elevado empleo agregado. De lo contrario seguiremos siendo una mera factoría de soja para los chinos.

El principal obstáculo para establecer un TLC con China no está en China, sino en la cabeza de los argentinos, quienes, para lograr esa meta, deberían despertarse para terminar de entender que vivir en una economía cerrada no es una condición necesaria para proteger empleos, sino para resguardar la renta extraordinaria de unos pocos millonarios dedicados a ensamblar electrodomésticos, artículos digitales o automóviles, además de producir indumentaria a valores estratosféricos.

Si cerrar la economía fuese una receta infalible, Argentina sería hace años una economía de pleno empleo. Y no una máquina de generar mano de obra barata para narcotraficantes. Tampoco sería necesario combatir a las mafias de la Aduana –ni de arriesgarse a investigarlas o denunciarlas– porque no habría incentivos, creados por el Estado, para que las mismas aparezcan.

El ejército de ocupación kirchnerista, lejos de promover un mayor valor agregado agroindustrial, reprimarizó la relación económica con China. Hasta llegó a regalar un pedazo de territorio argentino para instalar una base militar china (algo que afortunadamente pudo ser revertido este año por la canciller Susana Malcorra).

Esta mañana el presidente Mauricio Macri se reunió con su par de China, Xi Jinping, para –según indica el comunicado oficial argentino– intentar “ir hacia un equilibrio en la balanza mercantil a través de la exportación de productos con valor agregado y de un mayor flujo de turistas de esa nación a la Argentina”.

Para lograr eso el plan estratégico consiste en que los ciudadanos chinos con visa para ingresar a EE.UU. o la Unión Europea puedan entrar sin restricciones a la Argentina. El objetivo: que un millón de turistas chinos por año dejen sus yuanes en el país.

“Hay que hacer promoción para que elijan a la Argentina como destino; siendo un país tan hospitalario, no veo descabellado alcanzar la cifra de un millón de turistas”, dijo con la mejor onda –según el comunicado argentino– el presidente chino.

Macri además le propuso a Xi Jinping que la oficina regional de la agencia fitosanitaria china (AQSIQ) se instale en la Argentina para que hacer “muchos más ágiles los controles y las aprobaciones de nuestros productos (agropecuarios)”.

El resumen de la reunión entre Macri y Xi Jinping publicado por el diario China Daily –medio de difusión internacional del gobierno central chino– es mucho más escueto: dice que Xi aseguró que ambas naciones “deberían implementar una mayor cooperación en proyectos de ferrocarriles, energía hidráulica, turismo, fútbol e intercambios gubernamentales”. Nada más.

Para poder terminar con la vergüenza del déficit comercial chino se va a necesitar bastante más que buenas intenciones.

“No buscamos superávit, es una situación momentánea que esperamos ir corrigiendo y nosotros queremos más productos argentinos en el mercado chino”, dijo Xi Jinping a Macri durante el encuentro. “Espero que el año que viene podamos recibirlo formalmente en la primera visita de Estado y avanzar en las relaciones de nuestros países”.

Traducido: no necesitamos los dólares de una pequeña nación que queda en los confines del orbe. Si quieren vendernos más alimentos, adelante, pero hagan su parte. Póngase a laburar. Acá nada es gratis.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

El mercado bajista del segundo semestre está sustentado en el supuesto de rindes espectaculares en EE.UU: cualquier mínima variación destrozará esa hipótesisRecuperación del poder de compra del campo: se vendieron 6100 “camionetas agropecuarias” más que el año pasadoTrabajo financiado por el Conicet asegura que “la soja no trae promesas económicas ni expectativas de mejora a las familias”Default ambiental: con el incumplimiento de la Ley de Bosques el gobierno nacional se apropió de 13.500 M/$ pertenecientes a las provinciasBrasil sigue devaluando el real: cebollas, arroz y peras son las agroexportaciones argentinas más comprometidas¿Cuánto rinde tu campo? Actualizaron los márgenes agropecuarios estimados para determinar el canon de servidumbre de gasoductosEl plazo para declarar semilla de soja de uso propio fue extendido hasta el 31 de agostoEl supermercado del mundo va a terminar siendo sólo para vegetarianos: pérdidas del Frigorífico Carnes Pampeanas se incrementaron un 80%Se acabó la suerte: desde que comenzó la campaña hubo más de un mes para ganar 35 u$s/tonelada más con la soja que deba venderse en cosechaEsta semana habrá lluvias generalizadas que contribuirán a recargar perfiles en zonas necesitadas de aguaInteracción híbrido/densidad: un factor clave ante heladas tardíasArgentina ya cuenta con su propio equipo distribuidor de raciones para terneros en guacheras de tambosMalditas retenciones: en lo que va del año cayeron las exportaciones de la mayor parte de los productos agroindustriales argentinosEl 2018 arrancó con un récord histórico de patentamientos de camionetas agropecuarias: aunque bajaron las ventas de Ford Ranger y Fiat ToroDieron de baja a los ROE blancos: ahora se llaman Declaración Jurada de Ventas al Exterior de Productos LácteosCinco integrantes del ámbito agropecuario fueron elegidos diputados nacionales: quiénes sonEl gobierno macrista seguirá subsidiando a la industria petrolera: sin novedades para los tambosAlerta por nuevas tormentas severas en zonas con excesos hídricosA partir de la semana que viene el sistema digital de turnos para ordenar la descarga en los puertos será obligatorioArgentina granero del mundo: las divisas generadas por las exportaciones de alimentos son poco significativasParadoja: los dólares que la Afip busca en los campos están en las industrias de biodiesel Se viene una nueva tanda de lluvias abundantes acompañadas de tormentas intensas en el centro y norte del paísLos operadores especulativos siguen apostando al alza del maíz al tiempo que continúan liquidando posiciones en sojaOtro golpe a la industria exportadora de biodiesel: el gobierno marginó a los grandes operadores del cupo interno Mala señal: operadores especulativos reforzaron apuestas bajistas contra el maíz y la sojaCorralito contra la evasión avícola: a partir de junio comienza a regir un sistema de comprobantes digitales para monitorear operacionesDatos oficiales: la Argentina no podría existir como país sin los dólares generados por el campoEn lo que va del año no se colocaron tractores argentinos en Venezuela: apenas se exportaron 20 equipos a Chile y Angola