Google+
Valor Soja »Actualidad

Terminó la pesadilla kirchnerista: Argentina volvió a integrar la mayor parte de sus exportaciones cerealeras con partidas de trigo pan

Los embarques forrajeros son minoría.
Terminó la pesadilla kirchnerista: Argentina volvió a integrar la mayor parte de sus exportaciones cerealeras con partidas de trigo pan

Argentina regresó a la normalidad luego del fracaso comercial registrado en 2015/16, en el cual la mayor parte del trigo exportado correspondió a partidas forrajeras debido, fundamentalmente, a los desincentivos instrumentados por el régimen kirchnerista.

En la primera quincena del presente mes de diciembre –correspondiente al inicio del ciclo comercial 2016/17– se declararon exportaciones argentinas de trigo pan por 911.725 toneladas, de las cuales el 95% se registró con precios superiores a 170 u$s/tonelada.

Los mayores valores declarados en el período corresponden a una partida de 750 toneladas del cereal con destino a Francia a 215 u$s/tonelada (también se declararon 500 toneladas a Brasil de trigo pan orgánico a 433 u$s/tonelada).

La novedad es que, además de los destinos sudamericanos tradicionales, Argentina comenzó a colocar trigo pan en destinos asiáticos (Tailandia, Bangladesh y Vietnam) y africanos (Kenia, Uganda, Mozambique y Mauritania) y Medio Oriente (Omán). En los primeros quince días de diciembre las ventas externas de trigo forrajero (nivel proteico inferior a 10,5% con base de humedad 13,5%) no superan las 80.000 toneladas (ver planilla).

“En el ciclo 2016/17 el saldo exportable argentino de trigo pan será del orden de 8 millones de toneladas, de los cuales aproximadamente la mitad serán destinados a Brasil”, indicó hoy Javier Buján, presidente de la Cámara Arbitral de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, durante una exposición ofrecida a empresarios molineros brasileños que visitaron esta semana el país.

Los molineros integrantes de la Associação Brasileira da Indústria do Trigo (Abitrigo) consultaron a los referentes locales sobre la perspectiva de calidad de la cosecha argentina 2016/17, dado que, si bien Brasil logró una óptima cosecha del cereal en la presente campaña, necesitan importar trigo con calidad panadera.

“La demanda brasileña no necesita trigo de calidad; simplemente requiere mercadería con un mínimo de gluten de 24%,  porque la mayor parte de su producción tiene niveles de gluten muy bajos”, explicó Leandro Pierbattisti, asesor de la Federación de Centros de Acopiadores de la Argentina.

Al 7 de diciembre pasado, según los últimos datos oficiales publicados, los exportadores argentinos llevaban compradas 3,78 millones de toneladas de trigo 2016/17 versus 760.200 toneladas en el mismo momento del ciclo anterior.

Foto. Empresarios molineros brasileños recorriendo esta semana cultivos de trigo en la zona bonaerense de Quequén.

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Cambio estructural en el negocio agrícola en campo alquilado: la mayor parte de los acuerdos se negocian con el precio de la soja nuevaLa Afip dio de baja a 49 empresas del Registro Fiscal de Operadores de GranosLiberen a la draga: llamado de auxilio de las autoridades del Puerto de Quequén para evitar un colapso logístico por cuestiones “burocráticas”Covid-19: Argentina extiende el “aislamiento obligatorio” hasta el 12 de abrilSe acabó el subsidio maicero: en noviembre se necesitaría un precio de leche de 2,70 $/litro para compensar la suba del valor del cerealEn el primer semestre la zona pampeana transfirió regalías sojeras por 4359 M/$ al resto del paísPaís federal: con la devaluación crecerá el monto de los subsidios energéticos que trabajadores del interior transferirán a los porteñosAlerta macroeconómica: estiman que la cosecha argentina de soja será de apenas 40 millones de toneladasAdiós FAS teórico: llegó el momento de jubilar a los preconceptos establecidos por el kirchnerismoPor primera vez desde que asumió Macri el negocio exportador lácteo es más rentable que la operación local: el FAS teórico de las polveras es de 7,0 $/litroBlindaje tributario aportado por el agro: creció un 160% la recaudación por derechos de exportaciónEsta semana se esperan importantes aportes de precipitaciones pero no en las regiones donde más se necesita aguaRestringieron la posibilidad de que las empresas agropecuarias puedan acceder a créditos fiscales para capacitación de personalEn 2014 ingresaron al mercado argentino apenas 404 cosechadoras importadas: 64% menos que dos años atrásBuenos Aires: más plazo para cumplir con el régimen de uso de purines en tambosComenzó la siembra de maíz temprano argentino en aquellas zonas no afectadas por restricciones hídricasAtención usuarios rurales de garrafas: fraccionadores de gas advierten que los nuevos precios máximos oficiales no alcanzan para cubrir los costosNuevo escenario agroalimentario: explotaron las exportaciones brasileñas de carne aviar y porcina gracias al impacto de la fiebre porcina africana“0800 Abigeato”: el gobierno uruguayo quiere erradicar el robo de ganado en todo el territorio nacionalSiguen subiendo los precios de los granos gruesos ante la perspectiva de un desastre climático en EE.UU.Los dólares que el gobierno busca de manera desesperada están congelados en las exportaciones de trigo que no se pueden realizar Sin regalo de Navidad para los ganaderos argentinos: derrumbe de precios de la hacienda por exceso de oferta de proteínas animalesEl gobierno argentino suspende hasta nuevo aviso “todas las actividades de extensión que impliquen aglomeraciones o concentraciones de personas”Conciliación obligatoria para el paro de Urgara: mañana debería normalizarse la operatoria en terminales portuariasBolsonaro ratificó ante Macri su deseo de “flexibilizar” el Mercosur: cuáles son los sectores agroindustriales argentinos más comprometidosLa agroecología como militancia o ciencia aplicada: qué pasó en el plenario organizado por el SenadoEl gobierno transfirió a las provincias 12 pesos por hectárea conservada: Salta, Tucumán y Santiago del Estero no recibieron aportesUna advertencia que no fue escuchada: el costo de la falta de transparencia estadística se termina pagando caro