Google+
Valor Soja »Actualidad, Agricultura

Manual de instrucciones para armar un plan de comunicación agropecuario que no sirve para nada

Otro caso más de mensajes endogámicos.
Manual de instrucciones para armar un plan de comunicación agropecuario que no sirve para nada

Esta semana se difundió una nueva campaña de comunicación orientada a mejorar la imagen del campo en la representación mental de la mayor parte de los argentinos. Se trata de una serie de afiches que dicen que con los dólares generados por las exportaciones agroindustriales “cargamos 40 camiones de caudales”. Que poniendo todos los granos producidos en camiones “daríamos dos vueltas a la Tierra”. Que la producción argentina de leche alcanza para “llenar una taza de leche diaria para todos los niños de América latina”. Y así.

Se trata (otra vez) de una campaña endogámica. Es decir: para promover el orgullo de lo propio entre los propios. Para la mayor parte de la población argentina –integrada por personas que no llegan a fin de mes– un mensaje de tales características, en el mejor de los casos, produce indiferencia (“mi sueldo no va crecer por más vueltas y más vueltas a la Tierra que hagan los camiones con granos”). Y, en el peor de los casos, resentimiento (“¿tanta leche y tengo que sacar un crédito personal para comprar un buen pedazo de queso en el supermercado?”).

La buena noticia es que la mayor parte de los integrantes del sector agropecuario saben o intuyen que, si no logran cambiar la imagen del campo que actualmente tienen la mayor parte de los argentinos, seguirán acumulando problemas tanto en sus propias comunidades como en la agenda pública. La mala noticia es que casi todo lo que se ha hecho al respecto hasta el momento ha sido fútil.

Más que un plan de comunicación, el agro argentino requiere un programa de marketing orientado a construir puentes –donde no existen– entre dos necesidades complementarias.

Pocos recuerdan que entre los años 2002 y 2004 –durante una de las mayores crisis económicas argentinas– la cadena cárnica pudo subsidiar el valor de los principales cortes vacunos vendidos en el mercado interno gracias a las extraordinarias condiciones presentes para exportar carne y cuero. Luego un grupo de descerebrados (que casi no encontró resistencia) imaginó que liquidar la exportación era una manera óptima de aumentar la disponibilidad interna de carne. El resultado: cientos de empresas ganaderas y frigoríficas cerradas, decenas de miles de desocupados y precios altísimos de la carne bovina.

Si el proceso ganadero-cárnico iniciado en 2002 no se hubiese interrumpido, actualmente, además de tener precios internos muchos más bajos del asado y la nalga, decenas de miles de argentinos desempleados podrían tener un trabajo.

Los integrantes del sector agropecuario, en lugar de seguir perdiendo recursos en contar los camiones de caudales que se podrían llenar con las agrodivisas (que ciertamente no están en los bolsillos del tercio de la población argentina que pasa hambre), deberían trepar al Obelisco para gritarle a los mayor parte de la gente que están de su mismo lado. Que los alimentos serían más baratos si los pudiésemos exportar sin restricciones a todos los mercados del orbe. Que habría más oportunidades de trabajo para todos. Que los electrodomésticos, celulares y automóviles serían mucho más accesibles con Tratados de Libre Comercio (TLC).

Si ese concepto estuviese claro para la mayor parte de los argentinos, entonces no tendrían inconvenientes en visualizar que los recientes conflictos comerciales con China (el primer importador mundial de alimentos) son una mala noticia que sólo beneficia a un pequeño grupo de inescrupulosos acostumbrados a cazar en el zoológico.

Ezequiel Tambornini

Artículos relacionados

Basta de insistir con la importancia de comunicar lo que hace el campo: el problema está en otra parte

El poder de la imagen: una lección práctica sobre el impacto de la representación mental del campo

Sin acuerdos de libre comercio Argentina nunca será el “supermercado del mundo”: el caso testigo del vino

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Finalmente llegan precipitaciones para aquellas zonas productivas necesitadas de aguaNo tan gracioso: todos los argentinos están bajo el efecto del #RayoPeronizadorSe necesitan dólares: el gobierno nacional comenzará a liberar licencias de exportación de trigo 2013/14 para recaudar retenciones anticipadasAlerta logístico por piquetes de aceiteros en las terminales del sur santafesino: buscan bloquear todos los accesos para impedir el ingreso de camionesChaco Santiagueño: los equipos de pulverizaciones selectivas ahora también se emplean para controlar insectos y fertilizarHacia la construcción de un mercado institucionalizado de lácteos:  porqué se opone la industriaLos empresarios trigueros que usaron tecnología comercial podrán obtener un ingreso adicional superior a 900 $/haHistoria repetida: la Afip volvió a retrasar los pagos a productores de devoluciones de IVA justo en el medio de una gran devaluaciónEE.UU. confirmó el bloqueo al ingreso de biodiesel argentino: se prevé un crecimiento descomunal del déficit comercialComenzó la semana de la miel: un negocio en el cual los exportadores se empoman a los apicultoresPor la baja proporción del negocio exportador la devaluación termino siendo perjudicial para la cadena láctea: tamberos cobran apenas 0,25 u$s/litroDoble castigo: las retenciones móviles son más elevadas para los productores de legumbres que obtuvieron calidades regularesGolpe sorpresivo de transparencia: difunden datos de ROE que muestran cómo los amigos de Moreno se siguen quedando con la mayor parte del cupo de exportación de carneLas compañías elaboradoras de biodiesel deberán comenzar a transferir más de 80 M/$ mensuales a la industria petroleraDesarrollaron una “Biblioteca de Rindes” para poder realizar análisis de riesgos agrícolas más certerosPrecios cuidados: el maíz tiene una retención efectiva superior a la de la soja por el cepo exportador aplicado por el gobiernoPeso mínimo de faena: “Tuvimos que tomar una decisión en función de una realidad biológica y no ideológica”En el último año el precio de la leche descendió un 27% medido en moneda maízEn el oeste bonaerense están los mejores rindes de soja de la campaña: también las mayores pretensiones de los dueños de camposConsultora fundada por Rogelio Frigerio asegura que “en este marco no hay que esperar un rebrote de la inversión ni del crecimiento económico”Alerta climático por otra jornada con lluvias torrenciales en zonas del NEA afectadas por inundacionesBoom ganadero: Argentina comenzó a transitar una nueva fase de liquidación de vientres bovinosEl Senasa extendió hasta agosto el plazo de inscripción de campos con ganado destinado a la cuota HiltonProhíben la comercialización en todo el territorio argentino de una leche en polvo adulterada e infusiones ilegalesEsta semana vuelven las lluvias: alerta en las zonas bonaerenses afectadas por inundaciones Pulseada comercial: la soja disponible tiene un “premio” superior al 15% para intentar activar ventas del remanente 2014/15China habilitó 25 nuevos frigoríficos argentinos para abastecer el faltante de proteínas animales que tendrá este año: tres son porcinosArgentina a contramano del mundo: ya es posible vender maíz sin retenciones a los consumos por la escasez de mercadería