Google+
Valor Soja »Actualidad

Con la producción de granos ya no alcanza: también es necesario darle de comer al suelo

Conferencia de Gervasio Piñeiro enel CREATech.
Con la producción de granos ya no alcanza: también es necesario darle de comer al suelo

“Ustedes producen más cosas de las que creen porque trabajan en ecosistemas. No producen solamente granos, carne o leche. Producen más cosas y la gente ya se dio cuenta de eso”.

Así lo indicó Gervasio Piñeiro, investigador del Instituto de Investigaciones Fisiológicas y Ecológicas Vinculadas a la Agricultura (Ifeva) y del Conicet, durante la segunda jornada del CREATech que se está realizando en la ciudad de Córdoba.

Piñeiro explicó que los servicios ecosistémicos pueden categorizarse en locales, regionales y globales. Los locales son los que afectan la materia orgánica del suelo, el ciclo del nitrógeno, los polinizadores, la altura de la napas, la compactación del suelo, es decir, todos servicios que tienen incidencia en la producción agropecuaria. A escala regional pueden presentarse, por ejemplo, problemas de inundaciones. Y a escala global un impacto en los gases de efecto invernadero.

“Al suelo hay que cuidarlo y darle de comer. Y lo que más le gusta comer son raíces ¿Cuántos de ustedes saben cuántas raíces producen sus cultivos?”, preguntó el investigador.

Los microorganismos del suelo tienen digestibilidades similares a los del cualquier organismo vivo y les gusta comer de manera diversa y balanceada. Por ese motivo, es necesario ajustar los momentos que se la da de comer al suelo con aquellos en los que el suelo genera materia orgánica o nutrientes para los cultivos.

Cuando se termina de cosechar un cultivo de verano, empiezan a liberarse nutrientes y a veces no hay nadie que los aproveche en otoño; entonces se emiten gases de efecto invernadero, se lixivia nitrógeno en la napa, se pierde fósforo, entre otros fenómenos no deseados.

Piñeiro dijo que, para evitar eso, debe sincronizarse la descomposición con la toma de los nutrientes. Para eso, por ejemplo, se pueden sembrar gramíneas (vía aérea con mosquitos) que crezcan cuando la soja se está descomponiendo, poco antes de la cosecha, que en algunas situaciones puede generar además un mejor piso para la recolección del cultivo. De esa manera, cuando el cultivo de servicio se esté muriendo, va a liberar muchos nutrientes y entonces debe sincronizarse con el cultivo siguiente para que el mismo pueda aprovecharlos.

“En algunas situaciones el sistema de regulación y soporte de los ecosistemas se deteriora o muere porque no se le ofrece al suelo las energía que requiere”, alertó Piñeiro. “Para compensar eso, tenemos que usar cantidades crecientes de insumos y eso el bolsillo de ustedes lo sabe”, añadió.

Piñeiro viene estudiando hace año la incorporación de cultivos de servicio como alternativa para mejorar la salud del suelo y, por extensión, la producción agrícola sustentable.

El investigador explicó que los cultivos de servicio, que se emplean básicamente en invierno, puedan ser utilizados por los productores, en función de cada situación y presupuesto, a partir de las necesidades de cada lote de producción: si se necesita nitrógeno o solucionar problemas de compactación, reducir el nivel de napa o de malezas problemáticas, según el objetivo buscado, se puede elegir un cultivo de servicio diferente.

“Con malezas, por ejemplo, será necesario elegir un cultivo que compita muy bien en invierno. Para compactación se puede emplear nabo forrajero o una mezcla de especies. O para aumentar materia orgánica será necesario emplear cultivos con gran volumen de raíces y que también aporten nitrógeno. Estamos investigando diferentes cultivos con distintas mezclas”, indicó.

Piñeiro dijo que analizaron muchas especies de leguminosas con la técnica de nitrógeno-15, que indica cuánto nitrógeno del aire fijan, y los resultados indican que algunas especies fijan 130 a 140 kg/ha/año. “Para eso es necesario emplear cultivos que tengan muchas raíces, porque sabemos que humifican más; los datos de humificación de raíces versus partes aéreas con los que contamos dan que un gramo de raíz humifica entre cinco y veinte veces más que un gramo de parte aérea; entonces tenemos que buscar cultivos que estén lindos abajo más que arriba”, explicó.

“Dejamos de hacer cosas en invierno por el agua. Se inunda y no se planta nada, pero entonces la inundación va a ser peor. Precisamos plantas que saquen agua. ¿Y un arroz silvestre? ¿Una especie nativa? Necesitamos un cultivo para quitar agua y poder así sembrar el año que viene”, aseguró el investigador.

“Una de las cosas que suceden es que, cuando se pierden servicios locales, para seguir produciendo necesitamos subsidios energéticos que requieren el agregado de insumos. Para evitar eso podemos hacer es ingeniería de sistemas, para que los mismos provean una mayor cantidad de servicios posibles o los que a nosotros nos interesen”, concluyó.

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

El gobierno argentino se defiende: no existen fundamentos técnicos para justificar el bloqueo comercial de peras y manzanas por parte de BrasilEsta semana se prevén nuevos aportes importantes de agua tanto en el norte como el centro del paísArgentina autorizó la liberación condicionada de la soja tolerante a herbicidas de la familia HPPD: sólo podrá venderse cuando sea aprobada en ChinaDiscriminación: si los productores agrícolas recibieran el mismo tratamiento que los de petróleo podrían vender trigo a 230 u$s/toneladaTerminó el partido Boca-River: perdió la Argentina por goleadaSe efectivizaron 50 empleados en el Senasa: la mayor parte son asistentes administrativosFondos de inversión aprietan el acelerador para reforzar apuestas bajistas en sojaTodo listo para que Argentina comience a exportar sorgo a China: el primer importador mundial del productoBolsonaro es el nuevo presidente de Brasil: “El sector agropecuario seguirá desempeñando un papel fundamental”El martes se esperan densos bancos de niebla y algunos chaparrones sobre el sector este del paísCuidado con los forwards de soja 2017/18: llevan todos la “cláusula Monsanto”Implementarán un certificado único para todos los trabajadores del ámbito público y privado contemplados en las excepciones del aislamiento obligatorioEl precio de exportación del garbanzo argentino encontró el piso luego de caer al nivel más bajo de los últimos tres añosVenció el plazo para presentar descargos contra el impuestazo encubierto del Inmobiliario Rural instrumentado por VidalEn los próximos días la mayor probabilidad de precipitaciones se concentará en el norte del paísEl domingo regresan las lluvias a la zona pampeanaPerdimos por abandono: EE.UU. se quedó con el mercado brasileño de trigo gracias a la desidia argentinaGasto público desproporcionado: “Lo más prudente sería que las empresas asuman planes de inversión, consumo y gasto conservadores”Tamberos uruguayos se subieron a la ola de los altos precios internacionales: ya cobran 0,45 u$s/litroVisión estratégica: el gobierno brasileño planea destinar en los próximos tres años 49.000 M/u$s para financiar obras de infraestructura vial Una ola de calor se extenderá durante toda la semana: recién comenzaría a aflojar el domingoSe aprobaron nuevas minicompensaciones para chacareros heredadas de la era K: el pago promedio fue de 3400 pesosEl bloqueo definitivo del ingreso del biodiesel argentino al mercado europeo se efectivizará en diciembrePor la recuperación del mercado internacional los tamberos uruguayos ya cobran 0,43 u$s/litro¿Por qué existe tanta diferencia en los valores del servicio de la vacunación contra la aftosa prestado por las entidades sanitarias?Las terminales portuarias se adhirieron al nuevo régimen de turnos para recepción de camiones con granosEsta semana el gobierno recaudó casi 40 millones de dólares con retenciones anticipadas de cerealesEn 2013 las exportaciones argentinas de inoculantes crecieron un 16%: EE.UU. es el segundo mercado en importancia