Google+
Valor Soja »Agricultura

Terminó el partido Boca-River: perdió la Argentina por goleada

Mensaje poco favorable para fomentar el turismo receptivo.
Terminó el partido Boca-River: perdió la Argentina por goleada

Terminó el partido Boca-River en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid. El resultado era previsible: perdió la Argentina. Es insólito que una nación emplee una de las herramientas de marketing más poderosas del planeta –el fútbol– para declararle al mundo que es un destino poco seguro para visitar.

Una nación pobre, urgida de divisas para poder honrar sus compromisos, decide transferir un espectáculo deportivo de alcance internacional a otro país porque no puede garantizar la integridad física no sólo de la gente que asiste al evento, sino también de los propios jugadores de fútbol.

Qué difícil va a ser convencer a los turistas del mundo que la Argentina es un buen lugar para visitar con esa clase de mensajes.

El turismo receptivo es un factor clave para desarrollar la cadena de valor de la agroindustria argentina porque los visitantes extranjeros, además de aportar divisas, luego se convierten en embajadores de productos argentinos (como las empanadas de carne, el vino Malbec o el dulce de leche).

En los diez primeros meses de este año la balanza cambiaria del sector turístico registró un déficit de 9058 M/u$s, una cifra que supera a la cantidad de divisas generadas en el mismo período por las exportaciones argentinas de alimentos y bebidas (6387 M/u$s), según los últimos datos oficiales del Mercado Único y Libre de Cambios publicados por el Banco Central (BCRA).

Luego de la devaluación instrumentada en este año, el déficit cambiario del sector turístico comenzó a desacelerarse para ubicarse en 299 M/u$s en octubre pasado, la cifra mensual más baja desde mayo de 2014, año en el cual también se aplicó una fuerte devaluación del peso argentino (ver gráfico).

Toda devaluación es un “premio” para los sectores exportadores en desmedro de los que generan bienes y servicios para los consumidores locales. Se supone que los primeros, por el efecto derrame, terminarán en algún momento compensando con creces los padecimientos de los segundos. Pero para que eso funcione se necesita una plan de integración comercial con naciones complementarias, abrir la economía, no poner trabas a los exportadores y fomentar el turismo.

Una devaluación con una economía cerrada, con trabas para los exportadores y una política que aleje –en lugar de atraer– turistas, termina siendo un sacrificio inútil. Un instrumento pauperizador en sí mismo.

Por ese motivo es poco relevante quién haya ganado o perdido el partido jugado hoy entre Boca y River. En cualquier caso, no existe motivo alguno para festejar.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Alerta trigo: con un incremento del área de casi el 20% en 2014/15 podría haber un abarrotamiento de oferta en el sur de la región pampeanaEducasión argentina: texto oficial dice que la soja “significó la desocupación, la pobreza y la pérdida de la salud”¿Son inconstitucionales las nuevas retenciones a la exportación?Cerdos estadounidenses: el gobierno argentino logró salvar del desastre al sexto producto de exportación más importanteUn empresario agrícola del oeste bonaerense es el nuevo presidente de Asagir: “Si los compradores dan una buena señal los productores van a volver a apostar al cultivo”Los criadores creen que el futuro será mejor: el proceso de retención de vientres bovinos cumplió un añoKicillof evalúa aplicar “retenciones segmentadas” para complacer a FAA: gran impacto político con poco costo económicoAtención nutricionistas dedicados a tambo: Mastellone Hnos comenzará a bonificar los sólidosViajes para todos: más de la mitad de las divisas generadas por el complejo agroexportador argentino se destinan a cubrir gastos turísticos Biotecnología: EE.UU. aprobó la producción de dos variedades de manzanas modificadas que no se oxidan al cortarseArgentina estuvo una década viviendo de arriba: ahora necesita rescatarse para salir a buscar un trabajo decenteEl ingreso neto de divisas generado por la agroindustria en lo que va del año suma casi 22.000 M/u$s: sin ese aporte la actividad del resto de los sectores económicos sería inviableBoom ganadero: Argentina comenzó a transitar una nueva fase de liquidación de vientres bovinosAdvertencia cumplida: primeras señales de una fase desaceleración económica que podría derivar en una crisis sistémica globalOvoprot se declaró en concurso preventivo: suma deuda bancaria y cheques sin fondo por 417 millones de pesosEsta semana la probabilidad de lluvias seguirá concentrada en el sector este del paísEl maíz llegó a los 4000 $/tonelada: mala noticia para los empresarios agroindustriales que apostaron al valor agregadoAviso a la comunidad: las retenciones agrícolas pueden regresar en cualquier momentoManual de burradas sciolistas: aseguran que las retenciones al maíz son necesarias para evitar “una invasión de pollos de Brasil”China asegura que las declaraciones de Trump referidas a escasas importaciones de productos agropecuarios de EE.UU. “son infundadas”Tipo de cambio indecididamente bajo: que la Playa de Mayo explote todos los días de productores regionales en problemasExportaciones argentinas de fardos de alfalfa crecieron más de un 240%: el desafío es ganarle cuota de mercado a EE.UU.Los exportadores comenzaron a ofrecer cobertura de tipo de cambio para intentar incentivar ventas de soja 2014/15Esta semana las lluvias se concentrarán sobre el norte del país: el jueves ingresa un nuevo frente fríoAlerta sanitario: sigue ingresando carne porcina danesa a pesar de evidencias que indican riesgo para humanos por una bacteria resistente a antibióticosLos números favorables del negocio agroindustrial permitieron amortiguar las pérdidas brutales que registró YPF a causa del aislamiento obligatorioMapa de calidad de semilla de soja: en el norte de la zona pampeana muchas partidas cosechadas luego del temporal no son aptas para volver a sembrarseCon el reforzamiento del “cepo cambiario” se incrementa el riesgo de un alza de los costos dolarizados