Google+
Valor Soja »Actualidad

Argentina volvió a tener superávit comercial: una buena noticia que no es tan buena

En diciembre pasado fue de 1369 millones de dólares.
Argentina volvió a tener superávit comercial: una buena noticia que no es tan buena

La depreciación del peso (“devaluación”) instrumentada por el gobierno argentino en 2018 permitió revertir del déficit comercial a partir del mes de septiembre para cerrar diciembre con un superávit de 1369 millones de dólares.

La Argentina –una nación con una abultada deuda en dólares que debió recurrir al Fondo Monetario Internacional para evitar un nuevo default– está obligada a generar divisas para poder honrar sus compromisos. Así que el superávit comercial es una buena noticia.

La mala noticia es cómo se logró ese superávit: por medio de un derrumbe de las importaciones, muchas de las cuales corresponden a tecnología, equipos y maquinarias necesarias para eficientizar procesos productivos (ver gráfico).

Toda devaluación implica una pauperización de la población local (especialmente la más indefensa). Es un costo que un gerente de la macroeconomía puede decidir asumir a cambio de que la deprecación de la moneda local actué como un incentivo exportador que, con el tiempo, genere más riqueza de la que destruye.

Pero eso no está ocurriendo. Y tampoco va a ocurrir. Las exportaciones están estancadas hace años. Porque dependen casi exclusivamente de las divisas generadas por la agroindustria: el único cordón umbilical que conecta a la Argentina con el mundo. Gracias a la soja no somos África.

Argentina tiene potencial para generar muchas más divisas por medio de la exportación de alimentos, minerales y servicios (en 2019, nombrado “Año de la Exportación” por el decreto 1177, los servicios comenzarán a pagar retenciones; parece joda, pero es así).

En el mundo en el que vivimos la única manera de generar industrias con empleo agregado es por medio de asociaciones comerciales con naciones que cuenten con economías complementarias (China a la cabeza). Pero para eso es necesario darse cuenta que somos buenos haciendo algunas cosas. Y un desastre en otras. El modelo de sustitución de importaciones estaba muy bien en el período posterior a la Segunda Guerra Mundial. Pero estamos en 2019.

Mantener la economía cerrada durante tantas décadas sólo conviene, en la actual coyuntura, a los que hacen negocios en este coto de caza. Son una minoría. Pero con mucho poder de lobby.

En la Argentina existe mucho talento, riqueza y empleos que nunca se desarrollarán al no poder acceder sin restricciones a los principales mercados del orbe. Tanto para exportar como para importar. El colmo de la ridiculez en la que vivimos es que las empresas deben pedir permiso al Estado para poder ingresar equipos libres de aranceles (en el marco del denominado “régimen de importación de bienes integrantes de grandes proyectos de inversión”). En un país normal deberían poder hacerlo directamente.

Estoy seguro que algún comunicador de alguna dependencia pública redactó un comunicado –que no leí– sobre lo bueno de haber logrado superávit comercial. La verdad es que, tal como estamos, da lo mismo tener superávit que no tenerlo. Porque seguimos haciendo lo mismo de siempre. Dependiendo de un solo sector (al que se manotea tributariamente como un acto reflejo cuando aparecen problemas). Aislados del mundo (¿qué quedó de la puesta en escena de la última reunión del G20?). Y convencidos de que no existe otra manera de hacer las cosas a pesar del desenlace final que tal accionar termina teniendo en nuestra propia historia.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Documento presentado por Argentina ante Naciones Unidas asegura que promover la rotación con gramíneas es fundamental para reducir emisión de gases de invernaderoPronóstico cumplido: premio de casi 70 u$s/tonelada para los productores de trigo que esperaron para vender el cerealEn el último año creció un 33% el volumen de cheques negociados en mercados bursátiles frente a las restricciones presentes en el sistema bancarioLa Agencia Ambiental de EE.UU. determinó que el insecticida imidacloprid “presenta riesgos para las abejas”Hasta mediados de la semana que viene no habrá lluvias en ninguna región productivaUn empresario agrícola del oeste bonaerense es el nuevo presidente de Asagir: “Si los compradores dan una buena señal los productores van a volver a apostar al cultivo”El BID otorgó a la Argentina un crédito de 300 M/u$s para mejorar rutas provinciales de Entre Ríos, Río Negro y CatamarcaPromesa incumplida: la ampliación del subsidio tambero anunciada para tres meses más se aplicará sólo para la liquidación de junioResucitaron las ventas de sembradoras luego de apagón K: pero aún siguen lejos de la demanda potencial del campoRécord de ventas: para las fábricas argentinas de sembradoras y pulverizadoras no existe la crisisEn julio las exportaciones argentinas de carne aumentaron 35% por el crecimiento de la demanda rusaUna lección de marketing: exitosa cadena japonesa para comer bifes “al paso” abrió su primer local en Nueva YorkSorpresa cero: los precios del trigo se hicieron puré con exportadores sobrecomprados en plena cosechaArgentina en alerta climática: la probabilidad de que un evento “Niña” ocurra ya es del 93%Las exportaciones de dulce de leche cayeron un 40%: cuatro empresas concentran el 65% de las ventasRegalo de Navidad para el agro: un kirchnerista volvería a presidir la Comisión de Agricultura de DiputadosSe vienen varios días de tiempo estable para avanzar con la cosecha gruesa: el fin de semana habrá vientos fuertes sobre la región centralCRA denunció el corralito crediticio aplicado por el gobierno: “El campo exige ser tratado sin discriminación”En menos de siete años de vida la industria argentina del etanol maicero ya va por la tercera intervención oficial destinada a mejorar la estructura de costos de las petrolerasEn el primer semestre del año las exportaciones argentinas de cortes frescos bovinos cayeron 11%: siete de los diez productos más vendidos son menudenciasRécord histórico: las exportaciones argentinas de pollos superan en casi un 140% a las de carne bovinaEl sueño alcista duró poco: operadores especulativos comenzaron a liquidar posiciones compradas en maízUn tweet de Trump sobre un “gran acuerdo con China” impulsa los precios de los granos en EE.UU.Nueva exigencia: las cartas de porte deberán incluir una leyenda que certifique que los granos no fueron tratados con fumigantesUruguay se prepara para exportar cortes bovinos de alto valor directamente a las góndolas de supermercados de EE.UU: buena noticia para frigoríficos brasileñosEsta semana no se proyectan precipitaciones sobre las regiones productivas necesitadas de aguaEfecto Niña: finalizó la siembra de maíz temprano argentino con menos de un tercio del área total prevista para esta campañaEsta semana el gobierno recaudó casi 50 millones de dólares por retenciones anticipadas de cereales