Google+
Valor Soja »Actualidad, Agricultura

Se necesita editor responsable: Narda Lepes asegura que la agroindustria es algo “horrible”

En un artículo publicado en el diario La Nación.
Se necesita editor responsable: Narda Lepes asegura que la agroindustria es algo “horrible”

“El alimento es un problema transversal a todas las áreas que no puede ser tratado y decidido solo por especialistas del Ministerio de Salud que solo miran la parte bromatológica, o bajo un ministerio de nombre obsoleto como Agricultura, Ganadería y Pesca. La palabra agricultura, de hecho, la rompimos. Le sacamos la cultura y brevemente se asumió, con un nombre mas honesto, Agroindustria. Era horrible, pero más honesto”. Así lo indica la cocinera Narda Lepes en un artículo de opinión publicado hoy en La Nación.

Uno. El sector agroindustrial es el cordón umbilical que conecta a la Argentina en el resto del mundo. Sin las divisas aportadas por el mismo, la organización de la sociedad argentina, tal como la conocemos, sería inviable. Y los problemas económicos y sociales presentes serían mucho más graves.

“No olvidemos que todo está atravesado por el alimento. Todas nuestras vidas y nuestro país. Es decir; el 60% de lo que consumimos proviene de la agricultura familiar (sic). Y, sin embargo, festejamos que producimos comida para chanchos que se comen en otro país y maíz que se va para generar puestos de trabajo afuera”, asegura Narda.

Dos. La posibilidad de producir y comerciar a escala global grandes volúmenes de fuentes energéticas (como el maíz) y proteicas (como la soja) destinadas a la alimentación animal, garantiza que miles de millones de personas que viven en zonas del planeta donde escasea la superficie de tierra productiva puedan mejorar y diversificar los componentes de su dieta. Lo ideal –tal como ocurre en Brasil– es transformar los granos en proteínas animales dentro del propio territorio para luego exportarlos y generar así más trabajo local; pero para que eso ocurra se necesitan condiciones macroeconómicas estables, acceso al financiamiento e integración comercial con los principales mercados de destino.

“Comamos variedad de vegetales de estación. Conectemos con el campo, que no es solo ganado, soja y maíz, sino gente que necesita trabajar para producir aquello que necesitamos comer”, afirma Narda.

Tres. En la producción de ganado, soja y maíz trabajan muchas personas. De hecho, el agro fue el único sector privado que creó la mayor cantidad de puestos formales en el último año, el cual estuvo, en términos generales, caracterizado por la destrucción de empleo. La necesidad de diversificar la dieta local, con una mayor incorporación de frutas y verduras, no colisiona con la ganadería y la agricultura extensiva, pues ambas producciones, dependiendo del caso, se realizan en zonas diferentes o pueden ser complementarias.

“El sentido común indica que no se puede planear o decidir sobre los alimentos con una única mirada, pero lamentablemente es lo que hoy está ocurriendo: todo se concentra en una mirada basada en el rendimiento económico, las ganancias y, por último, en la aptitud del producto para el consumo humano. Y así salen las cosas al mercado”, argumenta Narda.

Cuatro. Tanto el empresario que siembra soja como el quintero boliviano como el productor de frutillas orgánicas certificadas hacen lo que hacen con el propósito de obtener una utilidad para mantener a su familia y, en caso de tener empleados, abonar salarios. La mirada de la gente que piensa que trabajar en el campo es un hobby o eventualmente un servicio público está muy instalada en el imaginario argentino. Y así salen las cosas al diseñar los esquemas impositivos.

“La cuestión es que es legal el lobby para aquello que perjudica la salud pública. Es legal y muy temido por funcionarios. ¿Por qué? Porque allí radica el poder y dinero, la capacidad de hacer y deshacer leyes o regulaciones, la posibilidad de intervenir la ciencia de forma obscena. Todo se sabe, nada se hace”, considera Narda.

Cinco. No confundir agroindustria con industria alimentaria. Si la Agroindustria tuviese un lobby tan efectivo, seguramente no sería el sector más regulado y con mayor carga impositiva de la economía argentina. Por otra parte, también debe considerarse que la posibilidad de que la falta de poder adquisitivo para acceder a frutas y verduras, frente al menor costo relativo de los hidratos de carbono, sea la principal causa de los problemas de salud generados por dietas poco equilibradas.

Ezequiel Tambornini

No TweetBacks yet. (Be the first to Tweet this post)

El mes en imágenes

Sorpresa: ahora los fondos especulativos están mucho más pesimistas con el maíz que con la sojaEmpate técnico de Paraguay y Brasil en el mercado chileno de carne bovina: Argentina cada vez más relegadaMolino Cañuelas aseguró que alcanzó “un principio de acuerdo” con los principales acreedores financierosMás que forrajero para forrarse: el sorgo 2020/21 ya vale 25 u$s/tonelada más que el maíz tempranoDietrich: “En unos pocos años la mayor parte de los camiones serán de tres ejes y bitrenes”Riesgo climático: se impone la modalidad de pago de arrendamientos agrícolas sobre hectárea sembrada Facma publica por primera vez precios orientativos en dólares del servicio de cosecha de trigo: “Lo ideal sería cobrar con granos”Buenos Aires: suspendieron por un año la norma que obligaba a contar con presencia obligatoria de profesionales en zonas de amortiguamientoEl relato del “supermercado del mundo” está cada vez más lejos: el déficit comercial argentino con China alcanzó un nuevo récord de 2600 M/u$sLa Comisión de Enlace ante una eventual nueva embestida oficial: “Los productores deben resguardar sus derechos y la libertad que poseen”Nuevo paradigma agrícola: por las malezas resistentes la economía de escala dejó de ser un variable que juega a favor del negocioAlerta: mañana se prevén tormentas fuertes sobre el centro-norte de Santa Fe y Entre RíosArgentina representa un 8% de la exportación total de carne vacuna del Mercosur: Brasil mantiene el liderazgo con el 60%Ciara-CEC solicitó a Alberto Fernández que mantenga la Ventanilla Única de Comercio Exterior para agilizar operacionesLa disponibilidad de soja 2012/13 es bajísima: esta semana la demanda pagó premios de hasta 35 u$s/tonelada Regresa el “veranito” invernal en el norte del país: el peor momento para que aparezcan temperaturas elevadasMacri participó del acto realizado para festejar el primer embarque de limones destinado a EE.UU: “Queremos llevar nuestros productos a las góndolas de todo el mundo”No hay trigo para todos: la oferta 2012/13 no alcanza para satisfacer a la demanda proyectadaAdiós FAS teórico: llegó el momento de jubilar a los preconceptos establecidos por el kirchnerismo¿Cuál es la densidad óptima para el maíz en la zona núcleo pampeana?Minería, agro y pesca son los únicos tres sectores productivos que están generando empleo a pesar de la crisis económicaDiputado del PRO pide prohibir tres insecticidas neonicotinoides al considerar que se trata de productos perjudiciales para las abejasEl precio de importación del fosfato monoamónico descendió 65 u$s/tonelada en el último añoContraste rioplatense: en abril un tambo mediano uruguayo cobró 3000 dólares más que uno argentinoRegresan las lluvias intensas: alerta por tormentas fuertes El precio de la urea medido en valor soja cayó a un mínimo histórico: momento ideal para cambiar grano por fertilizante  Basta de vender humo: para potenciar exportaciones a China no se necesita a Alibaba sino un Tratado de Libre ComercioCambio de tendencia: la mayor parte de los cultivares de soja registrados este año no cuentan con el evento Intacta